Profesionales de DIPROREN participan en taller para combatir la desertificación

-A +A

Punta del Este, Uruguay, 20-24 de abril del 2009.- Funcionarios, investigadores y agentes clave, involucrados en los procesos de planeación y presupuestación, de 6 países latinoamericanos, participaron en el Taller Diseño de Estrategias Financieras Integradas para Combatir la Desertificación y Sequía (DEFI), realizado en la ciudad de Punta del Este, República Oriental del Uruguay. El evento contó en el acto inaugural con la presencia de los Ministros de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente como así también de Ministros de Ganadería, Agricultura y Pesca. Por parte del SAG participaron los profesionales de la División de Protección de Recursos Naturales Renovables (DIPROREN), Mario Lagos y Germán Ruiz.

El taller, que fue organizado por el Mecanismo Mundial de la Convención de las Naciones Unidas para el Combate a la Desertificación, a través de su oficina para América Latina y el Caribe, sirve para que los asistentes adquieran las herramientas necesarias para crear, en sus países de origen, ambientes favorables para la generación de inversiones en el manejo sustentable y la restauración de las tierras degradadas.

Durante la ceremonia de inauguración y en el acto de cierre, las autoridades presentes, aseguraron que las aportaciones y experiencias multinacionales vertidas en este evento, son y serán de gran utilidad, para los países participantes, ya que en varias regiones se padecen serios problemas de erosión de tierras y degradación de la biodiversidad, que, con una buena metodología y un enfoque financiero estratégico, nacional o internacional, se podrán solucionar integralmente.

Es importante destacar el trabajo de los países en combatir la Degradación de la Tierra y las Sequías, como así también implementar acciones de mitigación y/o de adaptación al cambio climático. Sin lugar a dudas que la Degradación de Tierras tiene una significativa contribución en lo que respecta a emisión de gases efecto invernadero (GEI). Es así como se ha llegado a cuantificar su impacto al emitir alrededor del 20% del GEI.

El cambio climático impacta las actividades agrícolas, con consecuencias directas o indirectas en la producción de alimentos cuya magnitud es aún incierta.

En el caso específico de Chile, al margen de presentar los impactos de los principales instrumentos de fomento del Estado; Ley de Forestación, Ley de Riego y Drenaje, se hizo presentación de la experiencia del Sistema de Incentivos para la Recuperación de Suelos Degradados, como una iniciativa estatal aplicada sobre el territorio nacional y que comprende en sus alcances a 124 comunas declaradas en proceso de desertificación.

El programa  ha beneficiado más de 2,5 millones de ha, bonificando sobre 320 mil planes de manejo, mas del 50% de ellos tienen incidencia en prácticas de conservación de suelos y coberturas vegetales.

Este taller y en base a las experiencias recogidas permite incorporar mayores elementos para hacer sugerencias al rediseño de los tres instrumentos en cuanto al rol estratégico que a futuro tiene la actividad silvoagropecuaria nacional, sobre todo, pensando en consolidar la transformación de Chile en una potencia alimentaria y forestal, promoviendo un desarrollo inclusivo, en el contexto de un uso sustentable de los recursos naturales.

 

 

Publicado: 
27 Abril 2009